•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El 80% del cava que se vende en la región y fuera de ella procede de las tres bodegas de Almendralejo que se dedican a ello: Romale, Vía de la Plata e Inviosa. En Extremadura salen a la venta para estas navidades unas 700.000 botellas, de las que en torno a 550.000 son de estas tres empresas y el resto de la empresa Ruiz Torres, ubicada en Cañamero. De esta forma, estas cifras recalcan que el 80% del cava extremeño es de Almendralejo.

Como novedad, Bodegas Romale se ha sumado y entrado en el mercado nacional, y este año ha sacado a la venta sus primeras botellas de cava. Ya en campañas anteriores se dedicó a vender este producto como vino espumoso. Fue el año pasado cuando recibió la calificación del Consejo Regulador del Cava de España por la que se le autorizaba a elaborar y embotellar cava.

Según explicó el responsable de la empresa, Diego Nieto, la certificación la recibieron en noviembre, pero han tenido que esperar unos nueve meses para poder embotellar, debido al largo proceso de elaboración del cava.

De esta forma, Romale ha sacado a la venta este año unas 120.000 botellas de su primera marca a un precio de tres euros cada unidad. Nieto aseguró que ya han vendido lotes en diferentes zonas del país, como Andalucía o Madrid. Romale ha dedicado exclusivamente sus instalaciones de la calle San Marcos para poder producir el cava.

Por su parte, Inviosa ha sacado a la venta este año un nuevo cava rosado, con unas 15.000 unidades. David Día, de la empresa, dijo "que es un cava de alta expresión, algo inaudito, y del que sólo se oyen maravillas de los que ya lo han probado".

Inviosa tiene tres marcas en el mercado: Bonaval, Lar de Plata y Marqués de Lares. Entre todos los productos suman unas 370.000 botellas a la venta este año, un 15% más que la campaña anterior. Otras de las novedades que ha incluido esta firma es la "media botella", que estará en la calle esta semana con 7.000 unidades.

"Es una botella muy similar a la benjamin, pero un poco más grande. Creemos que va a tener mucho éxito", señaló. Inviosa comenzó a vender el cava en septimebre y por ahora sus responsables están contentos con las ventas, ya que los consumidores "suelen pedir muchos lotes de varias botellas".

Aniceto Mesías, de Vía de la Plata, calcula que durante esta campaña venderán unas 100.000 botellas en todo el país. Como novedad han sacado una botella especial de Chardonay y un estuche negro nuevo "que le gusta mucho a la gente, al resultar muy atractivo". Se muestra contento por el desarrollo de las ventas que ha tenido hasta ahora, aunque considera que el consumo del cava en la región y en el país aún debe cambiar algunos aspectos, "ya que la gente prefiere beber barato, en vez de calidad".

Los responsables de estas bodegas coinciden en que es muy importante que los ciudadanos cambien sus costumbres y se conciencien de que durante la Navidad hay que brindar con cava extremeño, lo que supondría un enorme enriqueciemiento para la región y sobre todo para este producto que desde hace unos años está en auge.


Galería de imágenes