•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Yohana Fernández Garay, cuya familia denunció en la comisaría de Villanueva de la Serena-Don Benito su desaparición en la Costa del Sol, ha contactado con sus allegados para comunicar que se encontraba bien y que le habían robado el móvil, motivo por el cual no había hablando con sus familiares.

Según explica su hermano, Iker Fernández, contactó con un ex novio de la joven, quien sabía que Yohana Fernández estaba con una amiga, a cuyo móvil envió un mensaje advirtiendo de la preocupación familiar. Inmediatamente, Yohana Fernández tranquilizó a su familia y le contó que seguía trabajando en la Costa del Sol.

Como se recordará y recogió la agencia Europa Press, su hermano Iker Fernández denunció la desaparición de la joven de 26 años, ya que llevaba siete días sin saber de ella y el teléfono móvil permanecía desconectado. La preocupación de desató porque Yohana hablaba dos veces a la semana con sus allegados.

Anuncios
Anuncios

La joven se traslado en junio a la Costa del Sol para trabajar en la hostelería. De hecho, ha trabajado en dos restaurantes de Vélez-Málaga y tenía previsto trasladarse a Granada.


Galería de imágenes