El secretario general de Población y Desarrollo Rural, Manuel Mejías, y el director general de Agricultura y Ganadería, Antonio Cabezas, han formado parte dela reunión de la Mesa de la Sequía, convocada por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

Por parte de Extremadura se ha planteado la necesidad de establecer, a la mayor brevedad, una batería de medidas ya solicitadas anteriormente por la consejera de Agricultura al Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico, el cual ejerce las competencias sobre el agua, para paliar los efectos producidos por la sequía en la Cuenca Hidrográfica del Guadiana.

Entre las medidas de carácter urgente solicitadas, se encuentran las ayudas directas a los agricultores, ayudas «minimis» y ayudas de Estado para los agricultores que no puedan regar, pero también para la industria y las cooperativas por el daño que se pueda causar por la falta de actividad.

Anuncios
Anuncios

También se han solicitado reducciones fiscales, exenciones en el pago de la tarifa de utilización del agua y canon de regulación y del IBI rústico, además del establecimiento de líneas de préstamos ICO, así como moratorias sin intereses del pago de las cotizaciones a la Seguridad Social. Igualmente, se ha solicitado el incremento máximo del anticipo de la PAC y la aplicación de la cláusula de fuerza mayor que permite flexibilizar ciertas condiciones de obligaciones del pago verde.

Mejías ha reiterado la preocupación de la Junta ante la situación de sequía que vive la región y ha remarcado que desde el Gobierno regional se continuará pidiendo todas las ayudas posibles para solventar los distintos escenarios que puedan presentarse ante la escasez de las lluvias.

Asimismo, ha insistido en que el reto del agua es una de las realidades más implacables del cambio climático y es por ello que el uso eficiente y la productividad del agua utilizada en el riego son claves para el futuro del regadío extremeño.

En este sentido, la Junta está apostando, desde hace mucho tiempo, por la modernización y eficiencia energética de los regadíos, sector para el cual se han publicado ayudas por importe de 70 millones de euros en las últimas convocatorias.

Por último, el secretario general ha solicitado un calendario de reuniones para avanzar en el itinerario marcado y en el seguimiento de la situación.