El Ministerio de Sanidad ha confirmado la existencia de 21 casos de viruela del mono en Extremadura. La cifra total en España llega a 5.162 afectados, tal y como contempla el informe de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica.

En el contexto del brote actual, la transmisión del virus (MPXV) de persona a persona está relacionada fundamentalmente con el contacto físico estrecho y directo con lesiones en la piel, costras o fluidos corporales de una persona infectada, en el contexto de las relaciones sexuales de riesgo o en otras situaciones de contacto físico continuado y prolongado.

Tras más de dos meses de circulación del virus en países no endémicos, los casos en España, al igual que en el resto de países no endémicos continúan siendo identificados fundamentalmente en el contexto de las relaciones sexuales o en otras situaciones de contacto físico continuado y prolongado de índole no sexual. Además, se han identificado algunos casos esporádicos en mujeres, menores o ancianos, contactos estrechos de casos confirmados, según han informado desde el Ministerio de Sanidad.

Anuncios
Anuncios

La probabilidad de transmisión en población en contextos como fiestas, encuentros privados o eventos organizados en los que las relaciones sexuales son frecuentes y de alto riesgo, con una alta proporción de personas susceptibles (no vacunados frente a viruela) es alta. Dado el mecanismo de transmisión de la enfermedad que se viene observando y el ámbito donde se están detectando los casos, la probabilidad de transmisión se considera baja para la población general en el momento actual.

El impacto en la población general derivado de este evento en estos momentos es bajo. Hasta el momento los casos detectados en España y el resto de países no endémicos relacionados con este brote son leves, con  una proporción baja de ingresos hospitalarios. La gravedad puede ser mayor entre los niños pequeños, las mujeres embarazadas y personas inmunocomprometidas, lo que se podría traducir en un mayor impacto a nivel individual, sin embargo, la administración de vacuna tras la exposición en estas personas más vulnerables favorece que la sintomatología sea menos grave, añade el Ministerio de Sanidad.

La transmisión sostenida que se observa en la actualidad debe ser controlada para evitar que ésta se desplace a otros grupos poblacionales, y se produzca la afectación de otros grupos más vulnerables con el mayor riesgo de aparición de casos graves.

En el resto de Europa, a 9 de agosto, se han notificado un total de 12.140 casos confirmados de viruela del mono.