Diez personas, todas ellas vacunadas, han fallecido por COVID-19 en los últimos siete días en Extremadura, en cuyos hospitales permanecen ingresados 77 pacientes por esta enfermedad, tres de ellos en UCI, según datos facilitados este jueves por la Consejería de Sanidad.

Atendiendo al mismo periodo anterior, es decir entre el 17 y el 24 de marzo, en el que murieron nueve personas, hay tres pacientes menos ingresadas, al pasar de 80 a 77.

Los fallecimientos de los últimos siete días, que elevan la cifra a 2.255 desde el inicio de la pandemia, corresponden a siete mujeres, con edades comprendidas entre los 86 y los 97 años, y tres hombres, de 78, 91 y 92 años.

Anuncios
Anuncios

La incidencia acumulada a los 14 días en la región en mayores de 60 años se sitúa en 873,95 casos por cien mil habitantes y a los 7 días en 332,95.

De las 77 personas ingresadas, 24 permanecen atendidas en el Área de Salud de Badajoz, dos de ellas en UCI; 15 en el Área de Mérida, 13 en el de Cáceres, una de ellas en UCI; 8 en el Área de Salud de Don Benito-Villanueva y otros tantos en el de Llerena-Zafra, 7 en el de Plasencia, y un solo paciente tanto en el Área de Salud de Coria como en el de Navalmoral de la Mata.


Galería de imágenes