•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Escuela de Baile de Ana María Pérez, ubicada en la localidad cacereña de Moraleja, abre una nueva temporada con formación en baile flamenco y sevillanas desde los cuatro años de edad.

Este centro, con 25 años de experiencia, es una escuela de baile pionera con la puesta en escena de varios eventos con público como es el caso de la “Nochebuena flamenca bajo las estrellas”, cita que se convirtió en un clásico de las fiestas navideñas. Además, ha llegado a desarrollar flashmob bajo el lema “Flamencos en verano”.

Ana María Pérez ha explicado que bailar flamenco ayuda a liberar la mente “centrándonos solo en nuestros movimientos y la música por lo que aliviamos nuestros niveles de estrés y ansiedad”. Este tipo de actividad física es una manera divertida de quemar calorías y perder peso.

Anuncios
Anuncios

Pérez ha explicado que la necesidad de realizar unos movimientos muy concretos hará que nuestra postura corporal mejore significativamente.

Incluso , este tipo de clases ayuda a mejorar la capacidad de concentración y memoria al tener que estar muy pendientes de los movimientos de la coreografía. “Es una forma de aumentar nuestra capacidad de coordinación. En el flamenco el cuerpo se divide en dos estructuras las manos y brazos y la segunda la parte central e inferior de nuestro cuerpo. Esto hace que todos los movimientos tengan que estar perfectamente sincronizados y coordinados”.

Al hacer este tipo de actividad y, al igual que otros ejercicios cardiovasculares,  mejora la capacidad pulmonar y es un tipo de ejercicio físico que fortalece los músculos y articulaciones.

En la Escuela de Baile de Ana María Pérez se dan clases de iniciación y también de nivel intermedio. Son más de 25 años de experiencia y el plazo de matriculación ya está abierto. Los interesados pueden llamar al 615 43 81 69. Se imparten clases de los palos más representativos del baile flamenco: bulerías, alegrías, tangos y tanguillos.

 


Galería de imágenes