•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Patrulla Fiscal y Fronteras de la Comandancia de la Guardia Civil de Badajoz ha interceptado 100 kilos de picadura de tabaco de contrabando que transportaba un ciudadano portugués en la carretera A-66 a su paso por Almendralejo.

Tras identificar a su conductor, un vecino de Lisboa, los agentes procedieron a la inspección del vehículo, hallando en el maletero dos paquetes que contenían 100 bolsas de plástico con un total de 100 kilos de picadura de tabaco carente de documentación y etiquetado, por lo que los agentes procedieron a su aprehensión.

El responsable de la infracción, supuestamente lo transportaba hasta Lisboa para su posterior distribución y venta clandestina.

Anuncios
Anuncios

Ante los citados hechos, se le denunció administrativamente por infracción “muy grave” a la Ley de Contrabando. Esta persona se expone a ser sancionado con más el duplo del valor de los bienes, mercancías, géneros y objetos intervenidos. Ahora, la Guardia Civil investiga el origen de la picadura aprehendida, según ha informado la Comandancia de Badajoz.


Galería de imágenes