El mundo del deporte, familiares y amigos han despedido este jueves al instructor de parapente Andrés Sánchez Martínez, “Driu”, que falleció en la tarde del miércoles como consecuencia de un accidente de tráfico que se produjo al colisionar la furgoneta que conducía contra un turismo.

El siniestro tuvo lugar a la altura del punto kilométrico 70 de la carretera N-432, en las proximidades de Zafra. El parapentista era muy conocido en Badajoz, ciudad en la que residía, y tenía la empresa AeroFly, Además trabajaba en la Base Aérea de Talavera la Real. En el momento de producirse el accidente, Andrés Sánchez viajaba solo.

Decenas de personas asistieron a la misa funeral celebrada esta tarde en Badajoz, donde se vivieron momentos de tristeza a la llegada de los dos coches fúnebres, el primero cargado de coronas y ramos de flores y el segundo con los restos mortales del fallecido, una figura especialmente reconocida en el mundo del deportes por haber sido seleccionador español de parapente y haber sido elegido mejor deportista absoluto masculino en la gala del deporte de 2018 que organiza la Junta de Extremadura. Andrés Sánchez fue también campeón de la Liga Española de Parapente en la categoría ‘sport’ en el año 2006 y récord del mundo de distancia en paramotor biplaza, entre otros muchos galardones. Desde hace años compaginaba su labor en la Base Aérea de Talavera la Real con su trabajo de instructor en el Club de Parapente y Paramotor Aerofly.

Anuncios
Anuncios

Galería de imágenes