•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Unidas por Extremadura ha instado a la Junta a que repare los techos de dos aulas del CEIP Sebastián Martín de Montehermoso que llevan “dos años caídos”, y que obliga a los alumnos del grupo de la asignatura de ‘Valores sociales y cívicos’ a recibir sus clases en el hall del centro, que ha sido adaptado para tal fin.

Hasta la localidad cacereña se han desplazado este viernes los diputados Joaquín Macías y Lorena Rodríguez, quienes han denunciado la “discriminación” que sufren estos alumnos que “no tienen un aula específica como sí por ejemplo la tiene Religión”.

Los diputados se han reunido con varias madres de estos alumnos para escuchar sus reivindicaciones y dar voz a esta “injusticia”. Además, han sido acompañados por las concejalas de Unidas por Montehermoso, Rosa Isabel Garrido y Violeta Martín, quiénes se han reunido también con una representante del AMPA de este centro, Marta González.

Anuncios
Anuncios

En este sentido, Joaquín Macías ha denunciado que “hace ya dos años se cayeron los techos de dos clases y no se han arreglado todavía, por lo que los niños y niñas que tienen la asignatura alternativa a Religión, Valores Sociales y Cívicos, reciben las clases en el hall de la entrada del edificio”, señalando que “es una discriminación evidente frente a los que dan clase de Religión, penalizándoles injustamente”, indica la coalición en una nota de prensa.

Por ello, Macías ha anunciado que su formación va a reivindicar que se destinen a este centro fondos del nuevo plan de inversiones en instalaciones educativas, así como la construcción de un edificio nuevo, puesto que el actual está dividido en dos, entre los que los alumnos se tienen que desplazar para realizar sus actividades.

Además, ha afirmado que van a reclamar a la Consejería de Educación la implantación de un aula matinal, tal y como reclaman “las madres, que necesitan conciliar su trabajo con la educación de sus hijos”.

También, van a exigirle a Educación un aumento de las plazas del comedor ya que “todos los años hay madres y padres que se quedan sin plaza de comedor para sus hijos y tienen multitud de problemas”.

Marta González, representante de la AMPA, ha reivindicado de esta forma “un colegio en condiciones”, denunciando que “desde que se cayó el techo hay menos aulas”, y como consecuencia el grupo de niños de la asignatura de ‘Valores Sociales y Cívicos’ dan sus clases en el hall, que, “aunque están bien, no es un aula”.

Por eso, ha pedido que la Junta arregle los techos para que el curso próximo “todos los niños puedan tener su aula, con todos los recursos en condiciones y que tengan todos los recursos didácticos, como sí disfrutan el resto de alumnos en el resto de clases”.


Galería de imágenes