•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Un fuerte temporal de granizo, viento y lluvia arrasó en la tarde de este lunes cultivos, secaderos de tabaco, naves agrícolas, tejados de viviendas y todo cuanto encontró a su paso en varios municipios de la comarca de La Vera y en la zona próxima a Talayuela y El Baldío de Casatejada.

La tormenta descargó hacia las 19.30 horas en forma de temporal huracanado y derrumbó por completo varios secaderos de tabaco que se encuentran en las proximidades de la empresa Finalima, S.A., en la Finca El Baldío, donde también provocó cuantiosos daños aún pendientes de evaluar. Las fuertes rachas de viento derribaron también postes del tendido eléctrico, vallas y muros en una tormenta que se prolongó por espacio de diez minutos y que destrozó todo lo que se encontraba a su paso.

El Centro de Atención de Urgencias y Emergencias 112 Extremadura había activado el nivel de aviso amarillo en previsión de tormentas con lluvia, fuertes rachas de viento y granizo en el norte de la provincia de Cáceres, pero pocos esperaban un resultado tan desolador a pesar de que se advirtió de que las precipitaciones podrían acumular en algunas zonas 15 litros por metro cuadrado en una hora.

El granizo arrasó por completo varias plantaciones de tabaco Virginia y destrozó cultivos que deberán ser peritados por Agroseguro. Las zonas más afectadas fueron las áreas próximas a la Finca Mesillas, El Matón de Íñigos y otras explotaciones ubicadas en los términos municipales de Casatejada, Jaraíz de la Vera, Tejeda de Tiétar o Talayuela. La finca municipal Mesillas, propiedad del Ayuntamiento de Aldeanueva de la Vera, ha sido de las más castigadas.

La alcaldesa de Collado de La Vera, Montserrat Fernández, lamentó que después de los incendios que han asolado varios términos municipales de la comarca hayan caído de forma descontrolada estas lluvias que has afectado a cultivos y edificios agrícolas.

El 112 había advertido de la necesidad de mantener en situación de alerta a las agrupaciones de voluntariado de Protección Civil en los municipios del norte de Cáceres, así como a la Policía Local, y los servicios de mantenimiento para revisar bajadas de agua de los tejados, evitar acumulación de escombros, objetos, hojas y tierras que pudieran obstaculizar el paso del agua por cauces, cunetas, acequias o alcantarillado de su localidad, prestando especial atención a los sumideros, socavones y muros en mal estado.

Sin embargo la tormenta se concentró sobre todo en áreas agrícolas que han sufrido daños muy importantes que además de afectar a los cultivos han arrasado instalaciones agropecuarias que han quedado totalmente destrozadas.

Asaja Extremadura ha asegurado que la tormenta de granizo ha arruinado las cosechas de tabaco, y algunas de pimentón, en plena campaña de recogida en las vegas de los términos municipales de Aldeanueva de la Vera, Collado, Casatejada, Jaraíz de la Vera y Cuacos de Yuste. La recolección de la cosecha de tabaco se encontraba alrededor del 15-20% de su producción, según la organización agraria, que estima que puede haberse perdido un millón de kilos de la variedad Virginia.