•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Consejería de Sanidad de la Junta de Extremadura ha confirmado con datos que no hay transmisión comunitaria descontrolada en las zonas donde las autoridades sanitarias decidieron hacer las pruebas masivas por el elevado índice de casos de Covid-19 que se habían detectado.

Así, se realizaron en la zona de salud de La Paz de Badajoz,  área en la que se citó a 752 personas y se presentaron 667, con el resultado de cinco casos positivos y 662 negativos.

En la localidad pacense de Zahínos se citaron 102 personas y se presentaron 92 y todos dieron negativo. En Oliva de la Frontera se citaron 200 personas y se presentaron 183, y no se detectaron positivos.

En el caso de la residencia de Azuaga se realizadon 61 PCR, de las que 59 han dado negativo y faltan los resultados de dos. En este sentido, «el extraordinario trabajo de los rastreadores ha hecho posible que el resultado haya sido óptimo en las pruebas realizadas»,  ha explicado la Junta de Extremadura.

Hace sólo uno días que el consejero de Sanidad, José María Vergeles, ya había avanzado que los primeros datos del estudio descartaban una transmisión comunitaria descontrolada.