•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Seprona de la Guardia Civil de Hornachos ha instruido diligencias penales al propietario y al cuidador de una reala de caza mayor de Puebla de la Reina como presuntos autores de un delito de abandono animal con resultado de una veintena de muertes. Tras el fallecimiento de 25 perros, el Seprona puso en marcha una investigación tendente a comprobar los hechos.

En la inspección pericial del lugar y desarrollo de la investigación, los agentes obtuvieron suficientes pruebas para incriminar al propietario y a un cuidador de los perros muertos, quienes supuestamente, desde el pasado mes de mayo hasta julio del presente año, dejaron de atender a los animales, omitiendo la debida atención y cuidado de los mismos, desnutrición y la «absoluta falta de salud e higiene» que supuestamente causó la muerte de los perros.

Los cadáveres de los animales fueron recogidos y retirados por una empresa de servicio de retirada de animales muertos, según ha informado la Guardia Civil.

Con todas las pruebas incriminatorias, se instruyeron diligencias penales al propietario y criador de los perros por un delito de abandono animal con resultado de muerte, contemplado en el artículo 337 del vigente Código Penal.

Los ahora investigados se enfrentarán a penas de prisión de hasta dieciocho meses e inhabilitación especial de hasta cuatro años para el ejercicio profesional, oficio o comercio que tenga relación con los animales y su tenencia.