•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Consejo de Gobierno ha aprobado un conjunto de medidas que supondrán una inversión de 126 millones de euros y que se destinarán, por una parte, a financiación preferente para las Pymes, y, por otro, a la mejora de las infraestructuras y la contratación de desempleados en los municipios de la región.

Así lo ha explicado en rueda de prensa el presidente del Gobierno de Extremadura, José Antonio Monago, quien destacó en primer lugar la aprobación de un anteproyecto de ley para formalizar un préstamo de 100 millones de euros con el Banco Europeo de Inversiones que se destinará a financiar proyectos de inversión.

Anuncios

Este préstamo, que ya ha sido aprobado por el BEI y tendrá unas condiciones preferentes de financiación para Pymes y empresas de mediana capitalización, se canalizará a través de entidades de crédito de la región, que deberán hacer una aportación idéntica a los fondos que gestionen.

Anuncios

Ello supondrá, explicó Monago, que “por cada euro que ponga el Gobierno de Extremadura, cada entidad financiera pondrá otro euro más, por lo que aportando 100 millones de euros ponemos en circulación 200 millones de euros a disposición de los emprendedores y las empresas de nuestra Comunidad Autónoma”.

Además, señaló Monago, los fondos que se vayan amortizando se volverán a poner a disposición de las empresas.

El texto, que ahora se remitirá al Consejo Consultivo para su dictamen, se enviará con posterioridad en el Parlamento de Extremadura para que pueda ser aprobado cuanto antes y se puedan incorporar estos nuevos recursos financieros a los presupuestos generales de la Comunidad Autónoma para 2014, explicó Monago.

El presidente del Ejecutivo regional insistió en que con esta medida se pretende solucionar el problema de la falta de crédito al que se enfrentan muchos emprendedores de la Comunidad Autónoma, y mencionó el éxito de la convocatoria del fondo Jeremie, dotado con 30 millones de euros, que ya se ha agotado prácticamente y “de manera muy rápida”.

Monago aseguró, además, que “no hay ningún gobierno autonómico en España que esté poniendo más dinero encima de la mesa que el Gobierno de Extremadura para resolver el problema del crédito que tienen las empresas”.

DESARROLLO DE LOS PUEBLOS DE LA REGIÓN

Por otra parte, el presidente Monago señaló que el Consejo de Gobierno ha dado también el visto bueno a un conjunto de inversiones destinadas al desarrollo y la proyección de los pueblos de la región, por importe global de 26 millones de euros.

Un primer bloque de inversiones, por valor de 14,5 millones de euros, se destinará a mejora de carreteras de la red autonómica. Concretamente, el Consejo de Gobierno ha autorizado la contratación de las obras de duplicación de la EX-370, en el tramo que transcurre entre Plasencia y la autovía A-66, de 3’3 kilómetros, con un presupuesto de 11.222.401 euros, y las de mejora y acondicionamiento de la EX111, en un tramo de 20 kilómetros entre Azuaga y Zalamea de la Serena, con un presupuesto de 3,3 millones de euros.

Por otra parte, el Consejo de Gobierno ha autorizado el encargo de ejecución de obras de acondicionamiento y mejora de caminos rurales públicos, en diversos municipios, a la empresa pública Tragsa. Para ello, se invertirán un total de 3.224.563,71 euros, cofinanciados en un 75 por ciento por el Feader.

El presidente Monago destacó la importancia de estas infraestructuras de las que son especialmente conscientes, dijo, los agricultores y ganaderos de la región.

Por otra parte, y dentro de ese conjunto de inversiones, Monago anunció la convocatoria de ayudas a las entidades locales de la Comunidad Autónoma para la contratación de personas paradas de larga duración, con una dotación económica de 8.235.000 euros.

Como novedades de esta convocatoria, el presidente destacó que el abono de las ayudas se hará de forma anticipada y en un único pago antes de la contratación, con el fin de que los municipios puedan disponer de liquidez.

Y, por otra parte, y en consonancia con el Sistema de Garantía Juvenil, se prestará una atención especial a la contratación de jóvenes menores de 25 años, colectivo al que se deberá reservar al menos el 50 por ciento de los contratos.

Este bloque de inversiones por importe de 26 millones de euros está destinado al desarrollo de los municipios de la región con el fin de mantener su población y mejorar la calidad de vida de sus habitantes, concluyó el presidente.


Galería de imágenes