•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

UPA-UCE ha celebrado una rueda de prensa esta mañana en el Salón del Ovino de Castuera en la que ha señalado que en dos años Extremadura ha pasado de ser la primera productora de ganado ovino en España a la segunda, debido a la crisis de rentabilidad del sector por los elevados costes de producción y el mantenimiento de los precios de venta.

La organización agraria ha informado de que la cabaña ganadera extremeña de ovino ha perdido más de 600.000 cabezas de ganado en apenas dos años, consolidándose como la reducción más pronunciada de todo el territorio español. Solo en 2012, mientras que la bajada media en España ha sido del 3,9% (de 17 millones a 16.339.000), en Extremadura hemos reducido un 8,93%: de 3.511.000 a 3.198.000 la producción ovina. Esto supone un descenso de 313.000 animales en apenas un año.

Esta reducción se debe fundamentalmente a la subida de los costes de producción, “como los piensos que han aumentado sus precios en más de un 20%; y que en el caso de Extremadura se ha intensificado la tendencia con la sequía de 2011”. Por otro lado, señalan que los precios de los productos ganaderos no han recogido estas subidas de los costes, lo que supone una pérdida en la rentabilidad de las explotaciones.

Pese a que los datos de las exportaciones son buenos, especialmente el comercio con los países árabes, “la demanda interna ha caído lo que tampoco ayuda a la situación del sector”. 

Ignacio Huertas, secretario general de UPA-UCE Extremadura, ha expresado su preocupación por la fragilidad de este sector, fundamental en zonas como La Serena en Extremadura. Además, el secretario general de UPA-UCE denuncia que la aplicación de la nueva PAC “no contempla para nada al sector ganadero” lo que “puede ser la puntilla” para el sector ovino de Extremadura.

Además, para UPA-UCE la ganadería ovina extremeña cumple además una función medioambiental, lo que debería reflejarse en las ayudas que reciben los ganaderos.

Desde UPA-UCE Extremadura han demandado al consejero y al Ministro de Agricultura “que no condenen al sector” y “que dirijan las ayudas a los ganaderos que producen, exigiendo una carga ganadera mínima”.

En este sentido, el secretario general de UPA-UCE ha denunciado que la negociación de la nueva PAC en nuestro país se está haciendo “de espaldas al sector”, debido a que el Ministerio ha incumplido su compromiso de incluir a las organizaciones agrarias en los grupos de trabajo para delimitar la aplicación de la Política Agraria Común.

Problemas de las últimas tormentas en la Serena

Ignacio Huertas ha querido valorar los daños causados por las últimas lluvias en la comarca de La Serena. En concreto en Cabeza del Buey se han visto afectadas más de 100 explotaciones, con unas 1.000 hectáreas de olivar que van a sufrir pérdidas de más del 50% de la producción.

UPA-UCE ha incidido en que se trata de un sector con muy poco nivel de aseguramiento: “Esto hace que sean los agricultores los que vayan a tener que asumir estas graves pérdidas”, ha señalado Huertas.

Desde UPA-UCE Extremadura se va a trasladar al Consejero de Agricultura la situación de estos agricultores, junto con la problemática del resto de los afectados, para ver la posibilidad de “establecer medidas para tratar de paliar esta situación”.


Galería de imágenes