•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El consistorio de Moraleja ha dado luz verde  en pleno ordinario por unanimidad  a la modificación de la ordenanza fiscal reguladora de puestos, barracas, casetas de venta, espectáculos, atracciones o recreo situados en terrenos de uso público local.

La medida también afecta a las industrias callejeras y ambulantes y a rodaje cinematográfico. La modificación permite adaptar la tasa relativa al consumo eléctrico y adaptarla a la situación actual, según informó el teniente de alcalde de Moraleja, Rubén Blanco.

La decisión permitirá establecer diferentes tramos y subtramos vinculados al consumo y ajustados a las necesidades de los feriantes. Lo importantes es que ahora pagarán según lo que consuman, algo que no sucedía hasta ahora.


Galería de imágenes