Los tabaqueros encerrados en la casa de cultura de Talayuela no descartan ponerse en huelga de hambre como medida de presión en la protesta que cumple hoy 21 días para intentar dar salida al tabaco que mantienen almacenado a raíz del incumplimiento de contrato de la empresa italiana Mella. El presidente de Cotabaco, una de las tres cooperativas afectadas, junto con Grutaba y Tabacos de Cáceres, Rubén Martín, ha señalado que este fin de semana se planificará una hoja de ruta con movilizaciones y protestas que comenzarán a aplicarse a partir de la próxima semana.

Martín ha señalado que no obstante en los últimos días han recibido noticias positivas que abren una esperanza a la resolución del conflicto para poder colocar en el mercado las casi cinco toneladas de tabaco que siguen almacenadas en las cooperativas. Se ha referido en este sentido a las negociaciones del consejero de Agricultura, José Antonio Echávarri, con las multinacionales del sector, o a los contactos que han mantenido con el nuevo presidente de Cetarsa.

En una reunión de los tabaqueros con Javier Gómez Darmendrail, presidente de Cetarsa, señala Martín que se ha comprometido a "hacer esfuerzos posibles".

Anuncios
Anuncios

Sobre una reunión convocada esta semana por la firma italiana Mella para dar una solución al conflicto, los tabaqueros cacereños han negado que hayan recibido ninguna comunicación o citación ni ninguna oferta formal.


Galería de imágenes