•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La nieve derretida provocó de nuevo la subida del nivel del pantano del Guadiloba, en Cáceres, lo que obligó en la tarde de ayer a abrir de nuevo una compuerta para aliviar el agua, en previsión además de que tanto este martes como ell miércoles, se prevén importantes lluvias.

   El alivio del agua se realiza "de manera ordenada y proporcionada" con una compuerta abierta, en función de la entrada de agua al pantano, según informa el concejal de Infraestructuras, Miguel López, que explica que la idea es "mantener el máximo de la capacidad de agua sin que supere el nivel tope admitido de la cota 359 metros por encima del nivel del mar".

  Por su parte, el concejal de Seguridad Ciudadana y Movilidad Urbana, Carlos Jurado, realizó un balance de la actuación realizada ayer en la ciudad de Cáceres con motivo de la nieve, donde se repartieron 5.000 kilos de sal y se utilizó una maquina de obra niveladora que hizo las veces de quitanieves.

   Según informa el Ayuntamiento de Cáceres en nota de prensa, durante toda la tarde del domingo, varias áreas del Consistorio se mantuvieron en coordinación con el Consorcio de los bomberos y la Subdelegación del Gobierno "para minimizar los riesgos".

   Así, sobre las 17 horas se despejó de nieve las zonas más transitadas, como la Ronda Norte, el Paseo de Cánovas y alrededores "a fin de evitar las placas de hielo y que se pudiera transitar con normalidad".

   Explica que la Policía Local atendió las diversas llamadas de ciudadanos que se lo requirieron o que "presentaron dificultades en sus trayectos de bajada a la Montaña o por la Ronda Norte", hasta que sobre las 21,30 horas "volvió la normalidad a las calles", según informa Europa Press.

   Finalmente, cabe destacar que a partir de las 7,00 horas de ayer se restableció el servicio de autobuses que fue interrumpido por la nevada "unas pocas horas" en la tarde de ayer, según Miguel López.

   Jurado destacó la "impecable actuación" de los agentes locales, y agradeció la colaboración de los Bomberos que repartieron la sal, así como de la Subdelegación del Gobierno por los servicios prestados.


Galería de imágenes