•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La alcaldesa de Cáceres, Carmen Heras, visitó este miércoles la obra de acondicionamiento del vial de conexión entre la Ronda de La Pizarra y la Avenida Pierre de Coubertain, perteneciente al Plan E, y la renovación de pavimentos y alumbrado en el barrio de Busquet, realizada íntegramente con fondos propios del ayuntamiento.

  

"El acondicionamiento del vial de conexión supone para la ciudad una mejora significativa en la unión entre diferentes calles para que así nuestros ciudadanos y ciudadanas puedan disfrutar de una ciudad moderna y acogedora por la que se pueda pasear tranquilamente", manifestó esta mañana la regidora, según informa Europa Press.

La obra ha consistido en la ejecución de una zona de esparcimiento solada con baldosas de diferente color en toda su superficie además de realizarse parterres (jardines) longitudinales, así como alcorques (hoyos) para la plantación de nuevas especies arbóreas.

También se ha creado una red de alumbrado público con farolas de cuatro metros de altura para iluminar correctamente el parque y una red de goteo para abastecer de agua los jardines. Asimismo se ha colocado diverso mobiliario urbano como bancos, papeleras y fuente, además de pérgolas, a los laterales del vial, que servirán como refugio en los días de excesivo calor de verano.

El plazo de ejecución de la obra ha sido de 4 meses y el presupuesto de licitación ha sido de 260.000 euros.

BARRIO DE BUSQUET

En cuanto a la obra de renovación de pavimentos del Barrio Busquet se ha centrado en las calles Busquet, Calaff, San Fermín y Sánchez. La alcaldesa manifestó su "alegría" pues "este barrio del centro lleva desde los años noventa sin mejorar ni sus calles, ni su red de alumbrado, y ha podido comprobar, como también han comentado los vecinos, que el barrio se ha revalorizado", apuntó.

En su paseo por estas calles se encontró, no obstante una queja en una casa de la calle Sánchez, esquina Calaff, en cuyo acerado se ha cambiado una escalera por una rampa para mejorar la accesibilidad lo que provoca que se vea perjudicada por el agua. En cualquier caso, los técnicos elevarán el umbral de la vivienda para evitar el problema.

En general, en el barrio, se ha sustituido la red de saneamiento "por precaución al ser una calle con mucha pendiente lo que hace que se desgasten más los tubos y las juntas de hormigón", declaró Heras. El abastecimiento que da a las viviendas también se ha renovado.

Además, se ha llevado a cabo la renovación total de los cableados y farolas de toda la barriada en dos fases distintas. La primera ha comprendido la calle Busquet y San Fermín y la segunda, las calles Sánchez y Calaff.

El proyecto se aprobó mediante resolución de alcaldía el 13 de noviembre de 2008 con un presupuesto de licitación superior a los 215.000 euros. La adjudicación de la obra se hizo mediante subasta pública.


Galería de imágenes