•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Pleno del Ayuntamiento de Cáceres aprobó este jueves, con el voto en contra de IU-Siex y la abstención del PP-EU, la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) para 2009 una vez resueltas las alegaciones que presentaron sindicatos, grupos políticos y trabajadores, y que servirá para reestructurar el organigrama de los más de 900 trabajadores, entre funcionarios y laborales, con los que cuenta el consistorio cacereño.

  

El concejal de Régimen Interior, Cipriano Madejón, defendió la nueva RPT porque "ha sido diseñada con criterios de modernidad" y ajustándola a la realidad de cada puesto de trabajo buscando "más dinamismo, más eficacia, más operatividad y más funcionalidad", y en definitiva, para "ofrecer un mejor servicio a los ciudadanos", apuntó.

Por su parte, el concejal de IU-Siex, Santiago Pavón, que votó en contra, la calificó como "un certificado de inutilidad" porque en su opinión la reestructuración de puestos de trabajo que se produce "no contribuirá a poner en marcha la maquinaria de la administración" y apostó por una "laboralización de la función pública" para conseguir un mejor servicio al ciudadano.

El concejal del PP-EU, Valentín Pacheco, indicó que su grupo se abstenía en la votación porque no está de acuerdo con algunas cuestiones puntuales, pero en general consideró que la aprobación de la RPT "supone un paso adelante" en el funcionamiento del ayuntamiento.

DEPARTAMENTO DE RECURSOS HUMANOS

Finalmente, el concejal de Foro Ciudadano, Felipe Vela, pidió que la RPT se apruebe simultáneamente con los presupuestos para que estos cuantifiquen los gastos de personal reales que estima el catálogo de puestos de trabajo y propuso la creación de un departamento de Recursos Humanos "con personal cualificado" para que sirva como punto de conexión entre los funcionarios y los políticos, lo que redundará, a su juicio, "en un mejor servicio a los ciudadanos, más calidad en el trabajo de los funcionarios y mejor labor de los políticos".

Cabe recordar que la RPT reestructura unos 34 puestos de trabajo, principalmente aquellos transversales que afectan a todas las Concejalías como la Secretaría General, la Tesorería y la Intervención, y, entre otras cosas, crea una oficina de planificación presupuestaria, además de dotar de personal a las dos Concejalías de nueva creación como son la de Innovación y e-Gobierno y la de Participación Social y Ciudadana que "estaban trabajando con recortes de otras áreas", explicó Madejón.

También afectará al organigrama de la Policía Local ya que se reorganizan 15 puestos de trabajo que estaban "mal organizados", dijo Madejón, que explicó que se incorporarán ocho agentes de la segunda actividad a puestos estáticos, y que además otros siete policías, en concreto un oficial y seis agentes, que realizan funciones administrativas, pasarán a puestos operativos, según informa Europa Press.

Por lo demás, el pleno aprobó también los días festivos locales de Cáceres para 2010 que se propondrán a la Dirección General de Trabajo y que serán el viernes, día 23 de abril, festividad de San Jorge, y el lunes, 31 de mayo, por la Feria de San Fernando.

En el apartado de ruegos y preguntas, el concejal de IU-Siex, se interesó por el pago a acreedores con las seis operaciones de crédito de 30 millones de euros que se pidieron para pagar deudas y preguntó cómo y a quién se había realizado el pago. La alcaldesa Carmen Heras le respondió que los pagos "se han hecho conforme a lo que se acordó por orden de antigüedad de la deuda contraída", y recordó a Pavón que él conocía la lista porque se hizo llegar a todos los grupos municipales.

No faltaron tampoco en el debate las alusiones personales y en su primera intervención, Santiago Pavón, reconoció su "pecado capital" y su "condena a arder en el infierno" por haber sido "corresponsable" de "haber puesto en la Alcaldía a la persona más anodina que existe", dijo en relación a Carmen Heras, a lo que ésta contestó con la frase de Plutarco: "Los dioses siempre ciegan a los que quieren perder".


Galería de imágenes