•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El vicepresidente de la Cámara Municipal de Idanha-a-Nova, Armindo Jaçinto, dijo en la Feria Rayana que la autovía que unirá la ciudad portuguesa de Castelo Branco con Navalmoral de la Mata a través de Termas de Monfortinho "es ya una realidad y no hay vuelta atrás".

Jaçinto recordó que el último Consejo de Ministros de Portugal aprobó cuatro nuevos trazados de autovía, entre los que se encuentra incluido el denominado Tajo Internacional ó IC31, que permitirá enlazar las ciudades de Castelo Branco e Idanha-a-Nova con las comarcas extremeñas de Sierra de Gata, Valle del Alagón, Plasencia y Navalmoral de la Mata. Siguiendo las estimaciones del Gobierno portugués, las autoridades municipales de Idanha-a-Nova confían que la adjudicación de los trabajos se produzca durante el primer semestre de 2010 y que las obras comiencen antes de que finalice ese año.

"La autovía es una realidad; el Gobierno portugués lo ha decidido en su último Consejo de Ministros y está en el calendario por lo que no hay vuelta atrás", sentenció el vicepresidente de la Cámara Municipal.

Con respecto a la ejecución de las obras del tren de alta velocidad, Armindo Jaçinto fue prudente y recordó que hay abierto un proceso electoral en Portugal de cuyo resultado dependerá la evolución del trazado.

"Estamos en elecciones y hay dos opiniones distintas, pero el AVE va a ser una realidad, tarde más o menos; lo que ocurre es que el resultado electoral va a decidir si el AVE irá más rápido o más lento", dijo.

En este sentido, el dirigente portugués se mostró partidario de avanzar en materia de comunicaciones en ambas zonas con el fin de poder desarrollar "acciones comunes en nuestros territorios, porque somos vecinos y va a haber una colaboración muy próxima", indicó convencido.