•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Cáceres contará, dentro de poco más de un año, con un Parador renovado, más moderno, confortable y medioambientalmente sostenible. Así se lo ha comunicado hoy el presidente de Paradores de Turismo, Miguel Martínez, al presidente de la Diputación Provincial de Cáceres, Juan Andrés Tovar. Martínez y Tovar se han reunido esta mañana en la sede de la Diputación y después han comparecido ante los medios de comunicación.

Martínez ha agradecido que el presidente de la Diputación se comprometiera a prorrogar la cesión a Paradores de la gestión del edificio en que se ubica el parador cacereño. El presidente de Paradores ha afirmado que este compromiso era el último paso que faltaba para poner en marcha las obras que servirán para realizar una remodelación integral del parador.

Dicho esto, Martínez desveló algunos de los detalles más importantes de unas obras que definió como "muy ambiciosas". La inversión prevista por Paradores se acerca a los cuatro millones y medio de euros y tendrá una duración de 18 meses.  El Parador de Cáceres será sometido a una reforma integral que incluirá todas las estancias del establecimiento. La redistribución de los espacios permitirá que el parador pase a tener 40 habitaciones, 7 más que en la actualidad. Además se cubrirán los dos patios actuales para poder utilizarlos durante todo el año; en el primero de ellos se instalará la recepción y en el segundo la cafetería.

Un Parador más moderno, accesible y sostenible

Martínez añadió que las obras servirán para mejorar la accesibilidad y permitir que las personas discapacitadas puedan disfrutar plenamente del Parador.

En el año que permanecerá cerrado, se cambiará la decoración de todo el edificio y se renovarán por completo las instalaciones sanitarias, de calefacción y agua caliente. Martínez recalcó que "todo ello se va a hacer con la vista puesta en el medio ambiente. No exagero -continuó- si digo que el parador de Cáceres va a ser un parador verde, medioambientalmente sostenible". El presidente de Paradores concretó que las obras incluirán la introducción de sistemas para ahorrar agua y electricidad, la utilización de energías renovables y el reciclado de los residuos. Asimismo informó que toda la plantilla del Parador tiene garantizado el puesto de trabajo. Durante el tiempo que duren las obras se aplicará el acuerdo firmado con el comité de empresa para todos los Paradores que cierran temporalmente por obras, de tal manera que algunos trabajadores se reubicarán en otros establecimientos y el resto se sumarán a un ERE, que garantizará sus ingresos y su reincorporación inmediata al puesto de trabajo una vez finalizadas.

 

Como conclusión, Martínez afirmó que "en el verano de 2010, la ciudad de Cáceres contará con el parador que se merece. Un parador con más capacidad, que conservará su monumentalidad pero que será más moderno y confortable. En definitiva, el modelo de lo que queremos que sea el parador de la segunda década del Siglo XXI".

 

Diputación renueva el convenio de cesión

Por su parte, el Presidente de la Diputación Provincial de Cáceres, Juan Andrés Tovar, señaló que no existe ningún inconveniente en renovar el convenio de cesión de la parte del inmueble propiedad de la Institución, que finaliza en el 2019. Se trata del antiguo palacio de Torreorgaz ocupado en su mayor parte por habitaciones.

"El interés de la Diputación, -indicó  Tovar-, no solo es que se mantenga el Parador en la ciudad de Cáceres sino también que se mejore y amplíe. La Asesoría Jurídica de la Institución está estudiando la fórmula administrativa de renovación y el número de años exacto aún no lo podemos adelantar pero será el máximo que permita la ley".

Tovar ha agradecido el esfuerzo de Paradores de Turismo sobre todo en los momentos actuales de crisis ya que las obras de rehabilitación supondrán generación de empleo y además cualificada ya que se trata de actuar en la Ciudad Monumental al menos durante 18 meses.


Galería de imágenes