•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y los responsables regionales de los sindicatos representados en la Mesa del Diálogo Social de Vivienda, Miguel Bernal de UGT y Julián Carretero de CCOO, han firmado hoy en Mérida el Acuerdo en Materia de Vivienda del Plan Regional de Vivienda, Rehabilitación y Suelo 2009-2012.

Con este acuerdo, al que se destinan 170 millones de euros, 50 más que el año pasado, se pretende adoptar una serie de medidas en materia de acceso a la vivienda y de apoyo al sector que se incluyen en el nuevo Plan de Vivienda, Rehabilitación y Suelo de Extremadura 2009-20012 y que se extraen del profundo análisis realizado por la Mesa del Diálogo Social de la situación que atraviesa el sector.

El presidente de la Junta de Extremadura ha agradecido a los sindicatos la firma de este convenio desarrollado en el marco del diálogo social, acuerdo que contiene una serie de propuestas definidas, con claros objetivos de poner a disposición de los ciudadanos viviendas a precios razonables. De momento, a este acuerdo no se ha sumado la patronal del sector, no obstante, espera, manifestó Guillermo Fernández Vara, que se sumen al mismo próximamente.

Anuncios
Anuncios

Por su parte, el consejero de Fomento, José Luis Quintana, ha dicho que con este convenio más ciudadanos extremeños podrán optar a viviendas protegidas ya que se aumentan los límites de las condiciones económicas exigidas hasta ahora para acceder a este tipo de vivienda. Además, el convenio aporta novedades como la opción de acceso a viviendas en propiedad tras haber estado un tiempo pagando el alquiler de las mismas, alquiler que se descontaría, en un porcentaje, del precio de la vivienda.

El secretario regional de Comisiones Obreras, Julián Carretero, dijo que este acuerdo es uno de los más importantes en términos ideológicos del diálogo social, "responde, señaló, a una idea de progreso y de poner al ladrillo en su sitio, no tratarlo como un producto especulativo, sino como un bien de primera necesidad"

"Este Plan de Viviendas , Rehabilitación y Suelo de Extremadura es un plan social que permite construir más viviendas, rehabilitar y dar facilidades para comprar viviendas, introduce medidas novedosas sobre opciones de compra y pone en su sitio el problema de la vivienda, lo que va a permitir reactivar el empleo directo e indirecto, colocar a la vivienda en el carril y la velocidad adecuada, no como hasta hora que era un tren que había descarrilado por la excesiva velocidad a la que marchaba", declaró el secretario general de UGT, Miguel Bernal, tras la firma del acuerdo.

Los acuerdos de este convenio implican, apoyar el Nuevo Plan de Vivienda, Rehabilitación y Suelo de Extremadura 2009-20012 que se sustenta en principios como la oferta de viviendas protegidas tanto en venta como en alquiler de nueva construcción necesarias para que los extremeños puedan acceder a una vivienda digna con independencia de su nivel de renta y el lugar donde vivan., así como el impulso decidido del alquiler y el alquiler con opción de compra como forma alternativa a la compra para el acceso a una vivienda.

También se pretende facilitar el acceso a una vivienda protegida a un mayor número de ciudadanos extremeños ampliando el límite de ingresos necesarios, el incremento de las ayudas autonómicas en todas sus modalidades y un mayor número de beneficiarios, atendiendo de manera especial a las familias con menos recursos económicos.

Por otra parte, se contempla el fomento de la rehabilitación de edificios y viviendas, incidiendo en la mejora de la accesibilidad, adaptabilidad y mejora de la eficiencia energética, mejorando e impulsando las líneas de ayudas para ello, así como poner en marcha programas de apoyo a la rehabilitación del parque de viviendas propiedad municipal para sumar esfuerzos en esta materia, contribuyendo a poner a disposición de los ciudadanos un mayor número de viviendas.

Otras medidas son el acompañamiento a la iniciativa privada para la rehabilitación de viviendas en los cascos urbanos consolidados de nuestros pueblos y ciudades mediante ayudas públicas, que impulsen y dinamicen al sector; el Compromiso con la urbanización de suelos a desarrollar por la iniciativa pública y privada, para garantizar en el futuro disponer de suelos urbanizados que nos garanticen una oferta importante de viviendas dando con ello continuidad a la política de vivienda protegida.

El Plan se propone igualmente el Apoyo a las actuaciones encaminadas a la mejora de la eficiencia energética de los edificios tanto de nueva construcción como resultantes de la rehabilitación; un Programa Joven de Vivienda, que discrimine positivamente las ayudas y actuaciones para facilitar que nuestros jóvenes puedan acceder en las mejores condiciones posibles al acceso a una vivienda.

La mesa constituida para el diálogo social con los firmantes del acuerdo realizará el seguimiento de las políticas a desarrollar en el período de vigencia del Plan. Así mismo, esta mesa se reunirá con carácter obligatorio antes de la finalización de cada año de la vigencia del Plan, para analizar la situación y proponer las medidas que sean necesarias; mientras que la Administración informará sobre la evolución y datos referidos a la vivienda protegida.

Anualmente, la mesa debatirá sobre la actualización de los precios máximos de venta, ayudas financieras, subvenciones, etc, que incidan directa o indirectamente sobre el precio de la vivienda, proponiendo cuantas medidas fuesen necesarias para ajustar tales aspectos a la realidad socio-económica de la región.


Galería de imágenes