•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Agentes de la Guardia Civil, tanto de las unidades de Tráfico como de policía rural y del Seprona, se encargarán de vigilar, controlar e inspeccionar las zonas de transporte, almacenaje y compra-venta de aceitunas con el objetivo de prevenir su robo.

Según recoge El Periódico Extremadura, la delegada del Gobierno, Carmen Pereira, mantuvo un reunion con los representes de Unexca, de organizaciones agrarias, ayuntamientos de la zona olivarera, Consejería de Agricultura y Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. En este encuentro, Pereira recalcó que la intención se centra en prevenir el robo de aceitunas con medidas que se iniciarán con "reuniones comarcales como se ha hecho otros años" para tener un "contacto directo con todos los productores" y tener un medio de contacto con las agentes de seguridad, de manera que tengan "información de primera mano sobre la actividad en la zona y de quien compra o puede comprar las aceitunas robadas".

No obstante, el operativo especial de la Guardia Civil para esta campaña consistirá en la "intensificación de controles y vigilancia" en los campos, carreteras y cruces, de forma que se controle el transporte de la aceituna. A esta vigilancia la Guardia Civil sumará una especial labor inspectora en los puntos de compra de aceituna que se establecen en las distintas localidades, con un control de estos puntos, la documentación y autorización para este tipo de actividades y que "cumplen con el requisito de tener un libro de registro de todas las operaciones que se realizan, con la identificación de origen del agricultor".

Anuncios
Anuncios

También se vigilarán las almazaras y en la frontera con Portugal, desde la colaboración con los cuerpos de seguridad portugueses, para evitar que la aceituna que se roba en los campos extremeños pase al país vecino.

Por último, la delegada insistió que el año pasado el robo de aceituna se elevó a 157 hechos delictivos, de los que 66 fueron delito y 91 tuvieron la calificación de falta. Además, se realizaron un total de 147 robos en el mismo árbol, 5 en sacos o remolque y 11 se produjeron en naves, con un total de 280.174 kilos de aceituna robados en la región, con un valor en el mercado de 140.775 euros y de los que se recuperaron 35.881 kilogramos.


Galería de imágenes