Extremadura contará con un puesto de mando avanzado de última generación para la prevención y gestión de emergencias. La función de este puesto, que estará operativo a finales de este año, consiste en ofrecer apoyo logístico en el lugar del siniestro, integrando todos los sistemas con el fin de poder disponer de la mayor información posible, para que los integrantes de los diferentes cuerpos operativos en un gabinete de crisis puedan tomar las decisiones necesarias.

Según recoge El Periódico Extremadura, la unidad consiste en un camión que integra un puesto de mando avanzado y desplaza el centro de coordinación de emergencias donde se produce la catástrofe. La posibilidad de ubicar el camión a pie de siniestro facilitará y mejorará los tiempos de respuesta y la articulación de los distintos operativos.

El puesto de mando avanzado tiene unas dimensiones de 9,46 metros de longitud, 2,48 metros de anchura y una altura de cuatro metros. Está diseñado con un sistema de petacas que permite que, una vez instalado en el lugar de operaciones, se pueda desplegar hasta alcanzar una superficie útil de trabajo de 30 metros cuadrados dividida en dos salas: una de operaciones, de 16 metros cuadrados, y otra de coordinación, de 14 metros cuadrados. Cuando las circunstancias así lo aconsejen, ambas superficies podrán unirse y formar una única sala de trabajo.

Anuncios
Anuncios

En el vehículo se instalarán los más modernos sistemas de comunicaciones: emisoras de radio; líneas para telefonía GSM y satélite; conexiones a Internet (ADSL por satélite o UMTS); sistema informático con cinco ordenadores portátiles y tres equipos de impresión; sistema audiovisual con señales de televisión terrestre y satélite; cámara de vigilancia y proyección sobre pantallas de plasma; sistema de medición meteorológica; y equipos generadores de corriente propios.

Para asegurar la operatividad, se han instalado sistemas redundantes y/o alternativos, de forma que el vehículo pueda realizar su función en las circunstancias más adversas. Se trata de un vehículo, único en España, que guarda muchas similitudes con el que utilizaron las Fuerzas de Seguridad de la ciudad de Nueva York durante la gestión de la crisis provocada por los atentados del 11 de septiembre.

Esta iniciativa forma parte del convenio marco de colaboración entre la Obra Social la Caixa y la Junta de Extremadura, cuyo objeto se enmarca dentro de las actividades de la Obra Social de la Caixa en Extremadura


Galería de imágenes