•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Junta de Extremadura y la de Castilla y León han establecido las bases generales de un proyecto de colaboración entre ambas regiones que se firmará formalmente en unos meses y que dará continuidad a otros acuerdos anteriores de similares características desarrollados por ambas comunidades autónomas.

La reunión de trabajo ha tenido lugar en Mérida, la han presidido la vicepresidenta Primera y Portavoz de la Junta de Extremadura, Dolores Pallero, y el consejero de Presidencia de la Junta de Castilla León, José Antonio Santiago Suárez López, y también han asistido a ella varios directores generales de ambos gobiernos.

El objetivo de la reunión ha sido el de fijar las bases para la elaboración de un proyecto que aspira a facilitar la realización de proyectos y programas en común para el beneficio de los ciudadanos de ambas regiones, partiendo de la base de que estas dos comunidades autónomas comparten elementos territoriales, históricos, económicos y culturales comunes. Además, en los articulados de los estatutos de ambas autonomías se recoge la posibilidad de poder celebrar convenios con otras regiones para la gestión y prestación de servicios propios de la exclusiva competencia de las mismas.

El futuro proyecto en el que ahora se trabaja tendrá como piedra angular la puesta en marcha de acciones encaminadas a mejorar la asistencia sanitaria, los servicios sociales, las políticas de apoyo a la familia o el sistema educativo. Para ello, el borrador sobre el que se está trabajando establece propuestas de proyectos conjuntos en materias como la atención a la dependencia, la asistencia sanitaria, la protección a la infancia, a los menores de edad, a los mayores, a la mujer y a los jóvenes, la educación, protección civil, medio ambiente, cultura y turismo o agricultura y ganadería.

Por otro lado, en la reunión preparatoria también se ha hablado del recurso de inconstitucionalidad que el Gobierno extremeño ha interpuesto al Estatuto de Autonomía de Castilla y León. Ambas partes reiteraron sus posturas y planteamientos ya conocidos. En ese sentido, la Junta de Extremadura se reafirmó en que, partiendo de la base del respeto institucional entre ambos ejecutivos, se sigue esperando la resolución del Tribunal Constitucional sobre el recurso presentado.


Galería de imágenes