•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Las oficinas de turismo de Extremadura deben mejorar en accesibilidad, horarios, idiomas y atención personalizada al visitante, según un estudio realizado por la Unión de Consumidores de la región (UCE) realizado a partir de visitas a 41 instalaciones de dicho tipo, de titularidad autonómica, mancomunada o municipal.

Según el director provincial de UCE en Badajoz, Roberto Serrano, la situación en general de las oficinas de turismo extremeñas "no es mala", aunque considera pertinente la mejora en materias como la accesibilidad a las mismas, entre otras.

     Según recoge El Periódico Extremadura, Serrano señala que al 40 por ciento de las oficinas estudiadas no es fácil llegar por no existir una señalización viaria "clara y sencilla"; así como que la información que ofrecen dichas entidades no es accesible en el 40 por ciento de ellas puesto que según indicó Serrano presentan barreras arquitectónicas. Además, en una de cada tres sólo se habla español, y sólo seis se manejan en portugués; y en una de cada tres el personal que existe para atender a los visitantes es "insuficiente".

Anuncios
Anuncios

     El responsable de UCE indica que una vez encontradas las oficinas de turismo, la cantidad y calidad de la información que ofrecen sus estantes y expositores es "excelente". Así, la mayoría de ellas tiene folletos y guías, no sólo de la propia ciudad, sino también de la comarca y de la región. En algunas ocasiones, incluso, ponen a disposición del visitante información turística de otras comunidades autónomas. Además, la "práctica totalidad" de las oficinas presenta un "perfecto estado de conservación y limpieza".

     El estudio establece igualmente que en una de cada tres oficinas el personal es "insuficiente" ya que "en muchas ocasiones" su responsable es también el guía turístico, de forma que cuando hay una visita de grupo, la oficina permanece cerrada. Otro síntoma de "ineficacia", según indicó Serrano, es la "poca" atención que se presta a los gustos del turista. Así, en el 30 por ciento de las oficinas estudiadas la persona que atendió se limitó a indicar dónde estaban los folletos, sin preguntar por los gustos o preferencias del visitante.

     El informe de UCE apunta también que el 25 por ciento de las oficinas de turismo extremeñas debe mejorar el horario en tanto que, "si bien la mayoría cierra los lunes y abre durante todo el fin de semana, aún existe un número importante que cierra los domingos".

     Como elemento destacable, Roberto Serrano resalta la posibilidad que ofrece dos de cada tres oficinas de hacer una visita guiada, en la mayoría de los casos, gratuita. No obstante, lamenta que el 40 por ciento de las oficinas presenta algún tipo de barrera arquitectónica que hace "muy difícil o imposible" el acceso de personas que necesiten de una silla de ruedas para desplazarse.

     En cuanto al manejo de idiomas, en una de cada tres el personal existente no habla ningún idioma más que el español. En el otro extremo, Roberto Serrano observa especialmente la oficina de Trujillo, en la que se atiende en inglés, francés, alemán, portugués e italiano. Entre los idiomas, el dominante sigue siendo el inglés, y el portugués únicamente se habla en seis oficinas, lamentó.

    En cuanto a las oficinas de Mérida y Cáceres, ciudades patrimonio de la humanidad, Serrano afirma que en el caso de la ubicada en la calle Santa Eulalia de la capital autonómica "la impresión es bastante negativa porque tanto la calidad como la cantidad y el detalle de información que da es bastante defectuosa". Indica que cuenta con tres escalones en su entrada que impiden la accesibilidad para personas con movilidad reducida; así como que "no ofrece" folletos de la comarca ni de la región. "En general la atención y la sensación que nos llevamos (al visitarla durante la elaboración del estudio) fue bastante negativa".

     A su vez, en el caso de la oficina de Cáceres, Serrano asevera que "en general en cuanto a la cantidad, calidad y detalle de la información es bastante buena; ofrece información sobre hoteles, restaurantes y folletos de la ciudad pero no de la comarca ni de la región". Además, indica que la señalización de la oficina de la capital cacereña "es adecuada", aunque lamenta que "no se puede acceder en silla de ruedas". De igual modo, la limpieza y conservación del local fue considerada durante la elaboración del estudio como "regular"; y existen visitas guiadas como en la mayoría de las oficinas extremeñas, aunque se cobran cinco euros por persona cuando en la mayoría de los casos dicho servicio es gratuito.
    


Galería de imágenes