•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Womad se queda en Cáceres. Las negociaciones del Consorcio Gran Teatro y el festival avanzan para garantizar la continuidad del certamen durante un año más "a falta de pequeños detalles", según informó ayer la consejera de Cultura, Leonor Flores, al término de la reunión extraordinaria del consejo rector del consorcio, que se prolongó durante casi dos horas. "La negociación se tiene que cerrar ya mismo para que podamos organizarlo todo", precisó. Womad España no dio a conocer ayer su postura oficial, a pesar de los reiterados intentos de EL PERIODICO EXTREMADURA  por localizar, sin éxito, a Dania Dévora, directora del festival.

La reunión mantenida el pasado miércoles por responsables del Gran Teatro y de la cita multiétnica fue clave para desbloquear la situación, en punto muerto por las diferencias entre ambas partes tras el listado de modificaciones exigido por el consorcio. Flores detalló que "la tensión mantenida durante la última semana" ha servido para que Womad acepte casi todas las propuestas incluidas en ese documento: "Prácticamente todo aquello que llevábamos se ha conseguido. Faltan pequeños perfiles en la negociación, que no creo que se rompa por ellos".

Entre los acuerdos para la próxima edición, en fechas aún por determinar, citó las mejoras en el sonido de los escenarios, más plazas en los talleres infantiles y un espacio en la plaza de San Mateo para comidas del mundo, además de otro escenario en la de las Veletas.

Flanqueada por Javier Alonso de la Torre, director general de Promoción Cultural de la Junta, e Isidro Timón, director del Gran Teatro, la consejera se felicitó por que se hayan logrado estos cambios, que incluyen también la presencia de los logotipos del consorcio y Cáceres 2016 en los distintos escenarios. "Hemos logrado esa serie de medidas, aunque no está todo ultimado. No puedo decir que esté cerrado absolutamente. La negociación va bien, pero hay determinadas cuestiones que perfilar de carácter técnico", subrayó Flores en su comparecencia ante los periodistas, tras una reunión a la que también asistieron la alcaldesa de Cáceres, Carmen Heras, y el presidente de la diputación, Juan Andrés Tovar.