•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Ayuntamiento de Coria ha enviado un escrito a Alcaesar Funercoria S. L., con sede en Cáceres, para comunicarle que en un plazo máximo de cinco días debe llevar a cabo la clausura de las instalaciones de la sala velatorio Virgen de Argeme de la Residencia de Ancianos La Inmaculada al no disponer de permiso para la apertura de dicha actividad. El alcalde, Juan Valle, explicó que el plazo comenzará a contar desde que los responsables de la empresa reciban la notificación, que fue enviada el lunes por lo que a finales de esta semana o bien a principios de la que viene podría comenzar a contabilizarse los cinco días.

Valle recordó que la licencia de apertura estaba condicionada a que el suelo de carácter rústico sobre el que se encuentra la residencia pasara a ser suelo urbano, pero no se ha hecho y además, el alcalde recordó que hace cumplir la sentencia fallada el pasado 13 de septiembre por la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Extremadura.

Dicha sentencia ratificaba y confirmaba la ilegalidad del velatorio y, a la vez, desestimaba el recurso de apelación interpuesto por Alcaesar contra la sentencia del Juzgado número 2 de Cáceres en enero.

Esta sentencia anulaba la resolución de alcaldía que dictó en 2005 el entonces alcalde de Coria, Joaquín Hurtado, para otorgar a Alcaesar la licencia para la reforma y la apertura de un velatorio en la Residencia de Ancianos La Inmaculada, una reforma que se realizó, a pesar de carecer de licencias para ello. En caso de que la empresa Alcaesar no ejecute la notificación del ayuntamiento, las autoridades locales llevarán a cabo el cierre y precintado de las instalaciones y podrían iniciar acciones legales contra la empresa por desobediencia de la autoridad.


Galería de imágenes