•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Los escolares de la comarca de Las Hurdes han comprendido durante este mes la importancia del reciclaje a través de los talleres y actividades que han desarrollado las dinamizadoras turísticas de la mancomunidad.

Los niños asistieron a una presentación en la que aparecían en formato de dibujos unas caricaturas de los diferentes contenedores con tres personajes: el Tío Reciclón (azul), el señor Iglú (verde claro) y Don Basurín (verde oscuro). También los personajes de Los Simpsons recordaron a los más pequeños los materiales que se depositan en cada contenedor. "Ha sido increible, con mucha colaboración por parte de los chicos", señalaron desde la agrupación comarcal.

Una vez que los pequeños identificaban cada tipo de residuo con los colores de los contenedores, aprendían a identificar, a través de fotografías, los contenedores reales que están ubicados en las calles de sus pueblos. El taller finalizaba con un juego participativo donde los alumnos depositaban las distintas basuras en cajas representantivas con los colores azul, verde claro, verde oscuro y amarillo. "Los chavales ponían en práctica su aprendizaje y separaban la basura in situ".

El programa de concienciación sobre el reciclaje se inició en el Colegio Los Ángeles de Caminomorisco y ha finalizado en el centro educativo Luis Chamizo de Pinofranqueado. Durante tres semanas, la campaña ha pasado por el colegio San Ramón Nonato de Azabal, el Joaquín Ubeda de Casar de Palomero, el Colegio Rural Agrupado Valdelazor de Nuñomoral y el centro Francisco Segur Panadero de Vegas. Esta actividad se retomará después de las fiestas navideñas y se desarrollará con los alumnos del IES Gregorio Marañón de Caminomorisco. Dentro de esta iniciativa se colocarán en breve los contenedores amarillos para la recogida de envases ligeros.