•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El contingente militar de la Brigada de Infantería Mecanizada (BRIMZ) "Extremadura XI" que viajará a partir del próximo 15 de noviembre a Líbano se ha despedido oficialmente este mediodía de la Base de General Menacho (Badajoz) con el objetivo de "devolver la paz a los libaneses".

Así lo ha manifestado el jefe de la BRIMZ "Extremadura XI", Casimiro José Sanjuán, tras la parada y desfile militar que ha tenido lugar en la base pacense y que ha contado con la presencia del presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y la delegada del Gobierno, Carmen Pereira.

Anuncios

Las autoridades militares y civiles y los cerca de mil familiares y amigos que han asistido al acto castrense mostraron su apoyo a los setecientos soldados de la BRIMZ "Extremadura XI" que participarán en la misión internacional para vigilar el cese de las hostilidades en el país.

Anuncios

Este destacamento, conformado en su totalidad por 1.100 militares, relevará a la Brigada de Infantería Ligera Aerotransportable (BRILAT) al frente de la Brigada Multinacional Este de FINUL, ubicada en la Base Miguel de Cervantes en la región de Marjayún.

La misión de las tropas españolas se centrará en hacer cumplir la resolución 1.701 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, que ampara el alto el fuego entre la guerrilla chií libanesa Hezbolá y las Fuerzas de Defensa israelíes, tras la guerra librada en verano de 2006.

En su alocución pública, el general Sanjuán ha puesto de manifiesto el "animo y la alta motivación" de todos los hombres y mujeres que forman parte de un grupo que "debe dar lo mejor de sí mismo para que los ciudadanos libaneses puedan volver a vivir en paz".

Además, ha destacado el "exigente" proceso de formación que han seguido los militares en los últimos tres meses en la base extremeña a través de cursos, conferencias y prácticas reales y virtuales con vehículos y materiales que tendrán que utilizar en el desarrollo de sus tareas bajo el paraguas de la Organización de Naciones Unidas.

Otras de las cuestiones más trabajadas por los reclutas en su tiempo de formación fue el inglés, puesto que "será el idioma indispensable para comunicarse tanto con el ejército local como con el resto de agrupaciones de India, Nepal, Malasia, Polonia e Indonesia" con las que compartirán misión.

Según ha manifestado el jefe de la Brigada, actualmente se vive en la zona una situación de "calma y tranquilidad, aunque nunca hay que desechar el riesgo; tenemos unas competencias muy limitadas, como vigilar la frontera y apoyar a las Fuerzas Armadas Libanesas en su despliegue en la zona sur del país".

Los desplazamientos a la región de Marjayún se ejecutarán en cinco vuelos los días 15, 17, 19, 21 y 23 de noviembre desde el aeropuerto civil de Badajoz, si bien el primero de los aviones no visitará la capital pacense y se dirigirá directamente a Líbano tras recoger a una parte del contingente en Valencia.

El conjunto de militares de la BRIMZ "Extremadura XI" que viajan a Líbano se compone de cerca de 80 mujeres y 25 soldados extranjeros, que suponen un 11 y un 3,5 por ciento del total de la brigada, respectivamente.


Galería de imágenes